La seguridad en los trasteros

Cada vez hay más bandas organizadas que se aprovechan de la obsolescencia de las cerraduras para abrir las puertas sin forzarlas y robar objetos de valor pasando desapercibidos. Aunque poco a poco vamos tomando consciencia y reforzando la seguridad de las cerraduras de nuestras casas, las cifras de robos de trasteros son alarmantes. ¿A qué se debe esto?

seguridad en los trateros

Normalmente, los ladrones tienen que hacer más esfuerzos para robar una casa, ya que deben asegurarse de que los dueños no se encuentren en el interior de la vivienda y de que los vecinos no noten su presencia. Sin embargo, en el caso de los trasteros, el robo es bastante más sencillo, puesto que éstos se suelen encontrar en garajes o lugares poco frecuentados, en los que pueden hacer más ruido y es más difícil que sean pillados por los vecinos.

Otro factor que motiva el robo de los trasteros es el hecho de que pueden pasar días o incluso semanas antes de que las víctimas del robo se den cuenta de que han sido robadas, al ser éstos habitaciones en las que hay objetos que los dueños de la casa no necesitan en su vida diaria.

Además, las puertas de los trasteros son, por regla general, sencillas y endebles, y poseen cerraduras de mala calidad que pueden ser abiertas muy fácilmente incluso sin forzar, como ocurre cuando se utiliza el extendido método bumping, del que ya hemos hablado varias veces en nuestro blog y para el que ya existen cerraduras especiales que protegen de estas técnicas de robo.

Todas estas facilidades han hecho que los trasteros sean un objetivo muy atractivo para los ladrones. En Cerrajero Málaga Centro nos preocupamos por su seguridad y la de sus bienes, por lo que recomendamos que recurra a nuestros servicios para prevenir este problema y que deje de ser un objetivo fácil para las bandas organizadas.

La seguridad en los trasteros
¿Quieres compartir este post?Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedIn

Un pensamiento en “La seguridad en los trasteros

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *